¿Pensando en crear una tienda online? Dado que el número de compradores online superará los 2,14 billones de personas a nivel mundial, tener presencia digital parece ser una oportunidad de negocio excelente.  El comercio electrónico está en crecimiento continuo y tú puedes formar parte de esta tendencia. En este artículo vamos a guiarte en todos los pasos para abrir una tienda online.

La principal ventaja es que no necesitas de mucha inversión ni tener conocimientos de experto en el mundo tecnológico. Con unos simples pasos y herramientas sencillas puedes hacer realidad tu sueño de crear tu propia tienda online. ¡Sigue leyendo!

¿Qué es una tienda online?

¿Has escuchado hablar de eso llamado e-commerce, que está teniendo muy buenos resultados y que es el futuro, pero no sabes exactamente qué es? Pues, te contamos, brevemente, que el comercio electrónico es una forma de transacción comercial que se establece vía Internet. Esas son las palabras bonitas.

Ahora bien, con mis propias palabras te lo diré: Imagina una tienda física en la que se venden productos y a la que visitan miles de compradores. Pues, una tienda online es lo mismo, pero en una página en Internet. La diferencia es que el comprador no tiene que ir a ningún lado, solo entrar a la página web, elegir lo que desea, realizar el pago y esperar a recibir su compra en la casa.

Así, suena bastante sencillo. Y, de hecho, debe serlo para el comprador. Sin embargo, a ti, que estás pensando en crear una tienda online, puede quitarte horas de sueño. Pero no te desanimes, como alguna vez dijo Steve Jobs «… la mitad de lo que separa a los emprendedores exitosos de los que han fracasado es la perseverancia».

Tipos de tiendas online

transaccion-online-compra-articulos-por-internet

Ya sabes qué es una tienda online. Es momento de conocer qué tipos de tiendas virtuales existen para que sepas cuál vas a montar. Estas son las más conocidas:

  • Fabricación: Se trata de un modelo de tienda en el tú eres el fabricante de los artículos. Crear una tienda online de este tipo es ideal para vender productos artesanales, naturales, manualidades, etc.

Te puede interesar: Trabajos manuales desde casa | 16 ideas para ganar dinero

  • Compra a proveedores: En este tipo de tienda tú no elaborarás los productos, sino que se los comprarás a otros proveedores. Tu misión es crear un stock y enviarlos cuando tengas alguna compra en tu tienda online.

Relacionado: Productos para revender rentables | Todo lo que debes saber para hacerlo con éxito

  • Dropshipping: Es un modelo de negocio al que cada vez se suman más emprendedores dado los bajos costos de inversión. En este caso tú serás intermediario. No necesitas crear un stock de productos y tampoco asumes el envío. De esto, se encarga el proveedor o el fabricante. Tu misión es abrir una tienda online para que los compradores soliciten algún producto. Así, ganas una comisión por cada venta que se  realice por medio de tu tienda.

Recomendado: Qué es Dropshipping | Guía paso a paso con todo lo que necesitas saber para triunfar

  • Afiliación: No es una tienda online. Sin embargo, es una manera de vender por Internet en tendencia. Se trata de la promoción de productos de terceros mediante blogs, redes sociales o cualquier otro canal y obtienes una comisión por acciones o ventas de clientes referidos.

Quizás te interese: Marketing de afiliados | ¿Qué es y cómo generar ingresos pasivos con él?

Cómo montar una tienda online desde cero

compra-de-articulos-por-internet

Ideas, Internet y acción… Llegamos al meollo del asunto. Ya sabes qué es el comercio electrónico, quizás ya decidiste con qué modelo de tienda online empezar, pero… ¿qué vender?, ¿cómo crear la tienda? Aquí te daremos un paso a paso para crear una tienda online desde cero. ¡Toma nota!

1. Elabora tu estrategia de negocio

Lo primero que debes hacer es pensar tu tienda online y responderte varias preguntas. ¿Cuáles son tus objetivos? ¿De cuánto dinero dispones para invertir? ¿Cuál es tu propuesta de valor?

Quizás te interese: Consejos para crear un plan de negocios

2. Productos para vender

Este paso cosiste en determinar qué productos vas a vender en tu tienda online. Dispones de dos opciones de artículos para vender: productos físicos o productos digitales. Los primeros son artículos materiales cuyas recepciones por parte del cliente dependerán de un medio de transporte. En cambio, los segundos son productos, en la mayoría de sus casos, descargables por medios digitales. Dentro de este campo se incluyen ebooks, cursos, apps, entre otros.

Recomendado: Productos para vender por Internet | Los 20 artículos más demandados

Y ¿qué implica esto? En primer lugar, si te decides por productos físicos, debes determinar si los fabricarás tú o si los comprarás a proveedores. De igual manera, será necesario pensar en distribuidores que se encarguen de hacer llegar las compras a los clientes. Por otra parte, con productos digitales no necesitas de una logística de distribución, ya que el cliente puede obtener sus compras en alguno de sus medios digitales (ordenador, celular, tableta, etc.) con solo un clic en un enlace.

En cualquier caso, es sumamente importante que investigues los productos que son tendencia de consumo. De esta manera, no comenzarás a ciegas en el negocio. Es decir, comercializarás artículos que sean demandados en el mercado.

Pero ¿cómo hacerlo? Una de las principales formas para saber qué productos vender es analizar las palabras calves. Para ello puedes auxiliarte de Google Trends y del Keyword Planner de Google. Ambas son gratuitas y pueden orientarte sobre el volumen de búsqueda de los productos o palabras relacionadas con ellos.

A modo de ejemplo, imagina que vas a crear una tienda online de artículos para bebés. Será necesario que conozcas exactamente qué tipos de prendas o accesorios se demandan. Con las herramientas antes mencionadas puedes saber si los productos que vas a comercializar tienen búsquedas o no.

3. Público objetivo

Se trata de identificar los clientes a quienes venderás los productos. Los datos a analizar son edad, sexo, intereses, etc. De esta manera, te enfocas en determinados productos acordes con los gustos de tus consumidores potenciales.

4. Estudio de mercado y competencia

monitor-articulos-para-compra-tienda-online

Ahora toca estudiar el mercado y el comportamiento de los productos seleccionados. Otro aspecto importante es determinar si explotarás toda la demanda o te si solo te enfocarás en un sector menor.

Por ejemplo, has pensado en crear una tienda online para ventas de productos de cuidado del cuerpo. Ahora bien, puedes explotar todo ese nicho y vender desde artículos fitness hasta cremas faciales orgánicas. Por otra parte, puedes enfocarte solamente en un micronicho, por ejemplo, solo vender productos de cuidado facial. Esto es lo que se conoce como negocio vertical. Es decir, en vez de abarcar de todo un poco, te enfocas en determinado sector para lograr crear una marca y ser un referente.

Quizás te interese:

Cuando lo tengas decidido, entonces, es momento de investigar a la competencia. ¿Quiénes ya están comercializando esos productos? ¿Cuáles son sus fortalezas? ¿Y sus debilidades?

Se trata de diferenciarte. Por ejemplo, brinda productos personalizados, innovadores, cuida los envoltorios de las compras y ofrece una experiencia positiva al cliente.

Recomendado: La personalización, una oportunidad de negocio

5. Precios

Haber estudiado a la competencia te puede orientar sobre los precios de los productos que venderás. Debes definir si los tuyos serán más altos, más bajos o iguales. Trata de diferenciarte en algún aspecto. Además, para establecer los precios también influyen los costos de los materiales, si serás el fabricante, o los de compra, en caso de que los obtengas de proveedores.

Relacionado: Estrategias de fijación de precios para aumentar las ganancias

6. Proveedores

Este paso aplica para los que decidan que van a vender productos de otros fabricantes o los que escojan el modelo dropshipping. En este caso debes analizar diferentes proveedores y definir cuál te ofrece los mejores precios y condiciones.

Quizás te interese: Cómo elegir buenos proveedores para su negocio

7. Distribución

esquema-compra-delivery

Se trata de establecer cómo enviarás las compras a los clientes. Si escoges el modelo de tienda online de fabricación de productos o compra a proveedores, debes analizar las empresas de servicios de mensajería para hacer llegar el pedido. En cambio, en el modelo dropshipping puedes olvidarte de la logística, pues los encargados del envío son los proveedores. De semejante manera ocurre con el modelo de afiliación.

Un dato de importancia: Asegúrate de que tanto los costes de envío, en caso de que los haya, como cualquier otro coste extra queden claros antes del momento de pago. De no ser así, corres el riesgo de que los clientes abandonen su carrito. Así lo demostró un estudio de Baymard Institute.

8. Método de pago

¿Cuál será el método de pago? Actualmente existen varios métodos de pagos online bastante seguros. Además, puedes establecer más de un único método de pago. Estos son los más utilizados.

  • PayPal: Es quizás la forma de pago más fácil para los internautas. Por eso no es de extrañar que a finales de 2019 estuvieran activas 305 millones de cuentas de PayPal, según datos de Statista. El alto coste puede ser el contra de esta forma de pago.
  • Transferencia bancaria: Es bien segura, pero carece de la inmediatez de PayPal.
  • Contra reembolso: Resulta más favorable para el comprador, no así para el vendedor que corre el riego de que los clientes devuelvan la mercancía con más facilidad.

9. Definir nombre y dominio para abrir una tienda online

Definir el nombre de tu marca, ¡ese importante momento! Medita y piensa un nombre que vaya acorde con el concepto de tu tienda. Luego, investiga en Internet si no ha sido tomado por otro negocio. Lo mismo ocurre con el dominio. El dominio es la dirección web a través de la que llegarán los consumidores a tu tienda online. Por lo general, va de la mano con el nombre que escogiste.

Por ejemplo, si vas a abrir una tienda de regalos online y el nombre que has escogido es «Tienda Ocasiones», lo más factible es que el dominio sea algo como tiendaocasiones.com. Pero, si ya estuviera tomado, existen otras alternativas. En primer lugar, puedes probar con cambiar por la extensión de tu país (.es, .ar, .mx, etc.) o por otra internacional como .net. Si quieres utilizar solo la extensión .com, entonces prueba a poner otros sugerentes como regalosocasiones.com o comprasocasiones.com. ¡Las opciones sobran! Eso sí, trata de que el nombre de dominio sea fácil de escribir y pronunciar.

10. Contratar hosting

Así como una tienda física necesita un local, una tienda online requiere estar alojada en un servidor. Algunos de los mejores son Bluehost y SiteGround.

11. Elige una plataforma para crear una tienda online

Las plataformas más conocidas y recomendadas son:

  • Shopify: Es ideal para los principiantes en este mundo del emprendimiento online, ya que se encarga de todos los aspectos técnicos. Además, si utilizas esta plataforma, no tendrás que comprar hosting porque ya está incluido. Es de pago.
  • WooCommerce: Para usarla tendrás que instalar WordPress, ya que es un plugin de este CMS. Es gratuito y funciona mejor para tiendas pequeñas. Puedes vender tanto productos físicos como digitales. Ofrece varios diseños para tu tienda totalmente gratuitos.
  • Prestashop: Si tu tienda será pequeña o mediana, esta puede ser la plataforma para ti. Lo mejor es que es gratuita, excepto algunas funcionalidades extras. Si más a delante te animas a abrir otras tiendas online, con esta herramienta podrás gestionarlas todas desde un mismo panel.
  • Magento: Si tienes fuertes conocimientos tecnológicos, no tendrás problemas con esta plataforma. Es ideal para tiendas grandes.

12. Elabora el catálogo online

vender-de-forma-online

Llegó el momento de mostrar tus productos en la página web de tu tienda. Esta debe estar bien estructurada y cada artículo tiene que ir acompañado de fotos profesionales desde varias perspectivas. No descuides la detallada descripción del producto. Si, además de las imágenes, incorporas algún video descriptivo o tutorial sobre el uso de los productos, el tráfico de tu sitio puede aumentar hasta un 157 %.

Y ¡ojo! Debes mantener actualizado siempre tu catálogo.

Relacionado: Cómo hacer un catálogo para vender tus productos

13. Aspectos legales y políticas comerciales

Asegúrate de conocer las regulaciones y cumplir con las leyes y licencias sobre el comercio electrónico estipuladas en tu país.

Por otra parte, es de suma importancia que establezcas de antemano políticas comerciales. Ellas deben quedar bien claras en la página de tu tienda online. Algunas de ellas pueden ser las políticas de envío, políticas de garantías y las de devoluciones. Por ejemplo, debes establecer si ofrecerás algún tipo de servicio de entrega gratis, los tiempos de garantía y de devoluciones, así como lo que cubren estas, etc. Y no te olvides de los canales de comunicación para atención al cliente.

14. Experiencia de usuario

Ofrecer una experiencia de usuario positiva, sin duda, atraerá a nuevos clientes y fidelizará a los ya existentes. En ello se incluye optimizar el tiempo de carga de la página web de tu tienda. Si se demora demasiado, corres el riesgo de que los usuarios desistan de la compra. Tampoco solicites muchos datos ni rellenar formularios o cualquier otra interferencia en el proceso de compra. La idea es simplificar el proceso, no complejizarlo.

Por otra parte, cada vez más los dispositivos celulares se utilizan para las compras online. Así pues, tu tienda debe estar adaptada a los distintos canales de compra.

No olvides una página final de agradecimiento cuando se haya realizado alguna compra. En ella puedes pedirles a tus clientes que dejen una reseña sobre cómo fue su experiencia de usuario.

¡Somos criaturas de hábitos! ¿Sabías que el 30 % de los consumidores online prefieren volver a comprar en el mismo sitio? Así lo demostró una investigación de la firma KPMG. Si garantizas gratos momentos de compra, tienes una fuerte posibilidad de que los clientes repitan.

15. SEO, marketing y publicidad

En este paso ya tienes lista tu tienda online. ¿Y ahora? Llegó el momento de darla a conocer por todos los canales y vías posibles.

El SEO será tu aliado principal para posicionarte en los primeros resultados de búsqueda. Y con los «primeros resultados» nos referimos a los cinco primeros. Así que, ¡a trabajar duro con las estrategias SEO!

No es fácil, sobre todo si no tienes muchos conocimientos sobre posicionamiento web. No obstante, para comenzar debes seguir varias pautas que te comentaremos aquí. En primer lugar, la optimización de los contenidos. Trata de optimizar las descripciones, títulos, imágenes de los productos con pablaras claves.

Además, mientras más tiempo permanezcan los usuarios en tu sitio, mayor posibilidad de posicionarte tendrás. Debes hacer uso de tu ingenio y proponer productos relacionados o algún otro tipo de interacción.

Para lograr competitividad y mayor alcance a clientes potenciales, las estrategias de marketing y publicidad no pueden faltar. En el caso del primero, una de las mejores y más efectivas acciones es el e-mail marketing. Constituye todo un universo que poco a poco irás aprendiendo. Para poder implantar una estrategia de e-mail marketing lo primero es hacerte de una lista de correos de tus posibles clientes.

Dado que ser tan intrusivo a la primera puede ser fatal, debes conseguir las direcciones de una manera inteligente. Por ejemplo, ofrecer enviar un recurso gratuito que puede ser de su interés. Lo ideal serían ebooks, manuales de uso, etc.

Luego, podrás automatizar otras acciones como la recuperación de carritos de compras mediante correos electrónicos. De hecho, la media de apertura de e-mails sobre carros abandonados es del 45 %.

Finalmente, publicita tus productos en redes sociales, mediante marketing de afiliados o colaboración pagada a influencers.

16. Análisis de tu tienda online

El seguimiento contaste de cómo evoluciona tu tienda online es un factor clave para continuar con el éxito. Una de las principales herramientas que puedes utilizar es Google Analytics. Con ella puedes conocer varios datos de interés para seguir mejorando. Por ejemplo, conocerás cuántos visitantes tiene tu página web y qué productos vistan más. Al mismo tiempo, puedes conocer datos demográficos de tus clientes, desde qué dispositivos navegan, entre otros.

Palabras finales

Y ahora es el momento de comenzar. En este artículo conociste los pasos para crear una tienda online. Esperamos que te haya sido de utilidad tanto si tienes un negocio físico y quieres llevarlo a al universo digital como si deseas empezar desde cero en este sector.

No descuides ningún detalle para abrir tu tienda online. Desde la selección de los productos para vender hasta ofrecer una experiencia positiva a los clientes, todos son escalones hacia el éxito.

Quizás te interese:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.