Al igual que la comida, existen cosas que son indispensables para la vida de los seres humanos y emprender en alguna de ellas es una gran idea. Por ejemplo, un negocio de recarga de agua en lugares donde esta no es potable, es una muy buena alternativa.

Es un hecho, tener agua potable y que se pueda consumir es algo indispensable para las personas. Existen ciudades que viven diversas crisis debido a la falta de esta. Sumado a esto, en territorios donde las temperaturas son muy altas, se hace más primordial el preciado líquido.

En este artículo te enseñaremos todo sobre el negocio de recarga de agua y cómo podrías crear uno.

¿En qué consiste el negocio de recarga de agua?

Botellones de un negocio de recarga de agua potable

Un negocio de recarga de agua se encarga de producir agua potable y segura para los consumidores con un costo más bajo que comprarla embotellada al por menor. Los compradores tendrá la opción de comprar botellas precargadas de entre dos a cinco galones o traer sus propios recipientes.

Es usual que un negocio de recarga de agua tenga una estación o local de recarga para distribuir el líquido. A su vez, también existen compañías de este tipo que proporcionan estaciones para espacios públicos como parques, museos o escuelas.

El negocio de venta de agua, además de ofrecer un importante servicio, también puede promover el uso de agua reutilizable en lugar del desperdicio de recursos. De igual manera, estas suelen fomentar la utilización de botellas reusables por encima de los recipientes plásticos.

Hay que tener en cuenta que la mayoría de los empresarios que hacen parte de los negocios de recarga de agua potable han trabajado en la industria de las aguas residuales. Por lo tanto, estas personas tienen idea de cómo abastecer, tratar y hacer el agua consumible.

¿Cómo montar un negocio de recarga de agua?

Siempre habrá demanda de agua, ya sea la que sale de los grifos como las de tipo mineral y las purificadas. Sin embargo, ante el desconocimiento y la desconfianza sobre esta primera, en muchos puntos del mundo las personas optan por comprar el agua embotellada.

La cada vez mayor conciencia de los seres humanos sobre el medio ambiente ha derivado en que el negocio de recarga de agua esté en auge. El hecho de poder llevar sus propios contenedores para ser recargados con el líquido vital y reutilizarlos no deja de ser un buen aporte.

Como ya se ha mencionado, el sistema de recarga de agua potable representa un importante ahorro frente a comprar botellas de esta. Para quienes desean emprender en este sector, también es una apuesta arriesgada, pero con mucha viabilidad.

A continuación, te daremos 10 consejos para iniciar con tu negocio de recarga de agua.

1. Investigar sobre la industria

Bodega de un negocio de recarga de agua

Como en cualquier otro negocio, al inicio es crucial hacer una investigación exhaustiva del mercado para evaluar los riesgos que se pueden o no asumir. Por eso, si no cuentas con experiencia previa en este, deberías contactar con expertos en el tema para asesorarte, si es que no vas a comprar una franquicia.

Es clave que puedas tomar algunas referencias de negocios que han tenido éxito en otros lugares del mundo. Siempre es bueno ver lo que se ha hecho bien en otras partes y analizar de qué manera lo puedes adaptar a tu entorno.

2. Hacer un estudio de viabilidad

Este segundo punto es fundamental, ya que a partir del mismo elegirás qué rumbo tomará tu idea y a qué grupo social debes apuntar. Deberás averiguar qué buscan las personas, cuáles son sus necesidades y de qué manera podrían satisfacerse.

Por otro lado, sería ideal que consultes si ya ha existido este tipo de negocios en el territorio seleccionado. Así, podrás conocer las opiniones de los posibles clientes y cómo tu emprendimiento podría mejorar lo antes visto.

3. Realizar un análisis del mercado

Mujer sirviéndose un vaso de agua.

El nivel de competencia en el negocio de recarga de agua tiene mucho que ver con los objetivos hacia los que apuntarás. Puede que donde estés situado, haya empresas que solo se dedican al segmento comercial y a partir de ahí podrás enfocarte en otros rubros.

Por ejemplo, en este caso sería ideal que te ocuparas del suministro de agua en las zonas residenciales, el cual estaría descubierto. Como en todas las industrias, hay empresas que son gigantes y a las cuales, si quieres competirles, deberás generar un valor agregado en tu oferta.

4. ¿Iniciar desde cero o comprar una franquicia?

Sabemos que empezar una empresa desde cero es una gran reto para cualquiera y no todos se atreven a asumirlo. Por eso, además de esta opción, también puedes acceder a comprar una franquicia, alternativa presente en casi todas las industrias.

Si bien, cualquiera de las dos opciones tienen sus pro y sus contra, tu elección se debe alinear con los objetivos y metas que tengas previstos. Si lo que deseas es establecer un negocio de recarga de agua a pequeña escala, poner en marcha uno desde cero no es mala idea.

5. Regulaciones del gobierno a esta industria

Mesa de negocios con vasos de agua

No importan cuán preparado estés para emprender, en tu camino siempre aparecerán desafíos y posibles amenazas. Lo más importante es, que mientras se pueda, logres anticiparte y estar preparado ante lo que representaría un obstáculo para tu proyecto.

Por ejemplo, algo lógico pero que quizás no lo es para todos, es asesorarte en cuanto a lo legal y las normativas que rigen el sector en el que estarás. Estar al día con permiso sanitario para recarga de agua, licencias y todo tipo de requerimientos es indispensable para que poner a funcionar tu negocio no se convierta en un dolor de cabeza.

6. La identidad de la empresa

Puede que esta sea una de las primeras cosas en las que hayas pensado o quizás no. En todo caso, considerar el nombre y la imagen que tendrá tu empresa es vital, ya que esa será la identidad que tu negocio de recarga de agua lleve en sus hombros.

Intenta que este sea auténtico y que también sea de fácil recordación para que quede en la memoria de tus usuarios. Asegúrate que no haya sido utilizado por otras empresas de la misma industria o que no se parezca a los que ya existen para evitar confusiones.

7. Pólizas de seguro

Persona ofreciendo pólizas de seguros para empresas

Ninguna persona y por supuesto, ningún negocio está exento de que le ocurra alguna calamidad, por un error humano o por cuestiones naturales. Aunque estos, en buena parte, no se puedan detener, su impacto sí se puede mitigar si tomas medidas como comprar pólizas de seguros.

Por medio de estas puedes tener una cobertura que te proteja a ti, a tu negocio, empleados y a sus resultados. Elegir la más adecuada puede ser confuso y es por eso que te recomendamos asesorarte con personas de confianza o expertos que te puedan dar una guía adecuada.

8. Financiación

Si buscas crear un negocio de recarga de agua, la investigación que hayas realizado al principio te revelará cuánto dinero necesitarás para establecer el proyecto. Obvio, el capital puede variar según lo que necesites, la locación o los objetivos que te hayas trazado con la empresa.

Para financiarla, tienes varias opciones entre las que se encuentran ahorrar para completar los fondos o buscar otras fuentes de inversión. Esta última alternativa puede tratarse de una persona o una compañía que se encargue de darte lo que necesitas para darle apertura a tu negocio.

9. Revisiones periódicas

Profesional revisando una planta de tratamiento de un negocio de recarga de agua

Cada día, las estaciones de recarga de agua tienen que abastecerse de este líquido para limpiar y luego procesar la existente a través de máquinas para su redistribución. Sin embargo, antes de que esta se redistribuya, hay que tomar una muestra para garantizar que el tratamiento haya salido bien.

Si los resultados del muestreo no cumplen con los estándares de calidad, se deberán verificar las plantas de la estación. Son varias las máquinas de llenado que distribuyen el agua tratada a los recipientes que luego son retirados por los propios clientes o entregados en puntos de venta.

10. Retención de clientes

El negocio de agua potable y la recarga de esta también presenta retos como la atracción de clientes y la retención de los usuarios. Debes comprender lo importante que son estas personas y por eso tendrás la tarea de elaborar estrategias para garantizar que estos sean fieles a tu servicio.

Algunas formas de retener clientes en un negocio de agua embotellada es demostrar la calidad del producto y certificar que cumple con lo exigido por la ley. Además, la atención de tus colaboradores al momento de brindar el servicio también será crucial para conservar los usuarios seguidores de tu proyecto.

¿Cómo montar un negocio de recarga de agua en Venezuela?

Negocio de recarga de agua

La salud de los venezolanos está en riesgo debido al deficiente suministro de este líquido por las empresas públicas hidrológicas. Este hecho es aprovechado por numerosos comercios minoristas de agua en botellones que proporcionan este producto a la población.

En el artículo «Negocio rentable: proliferan comercios de recarga de botellones de agua», la periodista Ana Díaz ha explicado el fenómeno en Caracas. Algunos habitantes de la capital venezolana señalan que aunque la competencia es muy grande, este negocio se mantiene rentable.

En el mismo texto, explican que recargar un botellón puede costar 1’700.000 bolívares. Eso sí, este precio puede cambiar y también es determinado por las opciones de llenado de envases con otras capacidades o tamaños.

Ahora la pregunta, ¿cómo montar un negocio de agua potable como estos en Venezuela? Si quieres invertir en este industria debes saber que hay que cumplir con diversos requisitos sanitarios según las leyes locales lo exigen.

Los siguientes son algunos de los requerimientos que se establecen en la Gaceta Oficial N°39395 y en la Norma COVENIN 1431-82 para poder realizar la venta de agua potable. Para empezar, debes solicitar el Permido Sanitario ante la Dirección de Inocuidad e Inspección de Alimentos y Bebidas Alcohólicas.

Seguido a esto, tienes que pedir el permiso sanitario para el funcionamiento de equipos para tratamiento y purificación de agua para el consumo humano ante el Ministerio para el Poder Popular para la Salud. Si vas a tener un local comercial, este debe ser de entre 15 a 20 metros cuadrados, paredes de cerámica, desagües residuales, área de llenado, entre otras condiciones.

Además, debe estar en tu poder el registro comercial ante Notaría Pública de la actividad a realizar. También debes contar con el registro del pago del Impuesto Fiscal (RIF), Número de pago de los Impuestos Tributarios (NIT) y el permiso de funcionamiento de la Alcaldía en la que estés ubicado.

Palabras finales

Como te has podido dar cuenta, más allá de lo que pudiera creerse, poner un negocio de recarga de agua potable es posible aunque no es nada sencillo. Lo que más importa aquí es que sigas paso a paso las recomendaciones, como si fueras a montar cualquier otro tipo de negocio.

Eso sí, debes tener claro que por tratarse de algo vital como el agua, las autoridades son aun más rigurosas con los requerimientos. Así que, lo primero es que tengas presenta la viabilidad de poder ofrecer un producto o servicio de calidad para luego sí pensar en asuntos legales, estructurales y de carácter logístico.

No puedes dejar de lado el asunto medioambiental, ya que sí puedes llevar a cabo este proyecto, está en tus manos la posibilidad de aportar en el cuidado y la protección de los recursos naturales.

Esperamos que a través de este artículo tengas más claridad sobre el tema y te animes a emprender en este sector.

También puedes leer:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.