El mundo del emprendimiento es un camino de ida. Una vez que has logrado dar con una idea que te motive y se transforme en parte de tu proyecto de vida, ya no querrás detenerte por nada. Y te avisamos, no será fácil. Habrán meses malos, obstáculos y noches sin dormir. Pero todo eso será compensado con la satisfacción de ver crecer tu negocio propio. Sin duda que los primeros pasos son los más difíciles. Estamos llenos de interrogantes, de temores y muchas veces no contamos con el capital suficiente. Pero si estamos decididos, las opciones aparecerán en nuestro camino. Desde préstamos rápidos hasta mentorías, nos encontraremos con lo necesario para iniciar un negocio desde cero, y sostenerlo en el tiempo con éxito. Aprende de ello con estos consejos vitales.

Los mejores 5 consejos para emprendedores

1. Si no tienes capital, pide un préstamo

tips para empezar un negocio desde cero

Pocas excusas son tan comunes para postergar tu independencia y tu proyecto de emprendimiento, como la de no tener el dinero suficiente. Pero si nos vamos a la realidad, es sólo eso, una excusa. La idea y la visión es lo más importante en cualquier modelo de negocio. Si ya tienes tu idea, si la has trabajado, si has estudiado su viabilidad y estás dispuesto a trabajar por ella, que la falta de capital no te detenga. Lo mejor en este sentido es pedir un préstamo rápido, que te facilite el impulso que necesitas para empezar. Podrás ajustar el monto y las fechas de pago, conforme a la evaluación que has hecho y a tus propias finanzas.

2. Estudia muy bien el mercado

Iniciar el camino al emprendimiento es un reto de grandes dimensiones. Sea que quieras montar una fábrica de bicicletas ecológicas, o un emprendimiento de comida árabe desde tu hogar, el estudio de mercado es el punto de partida más importante. Analizar asuntos como cuál es el público que esperas que consuma tu producto, dónde lo puedes ubicar, con qué clase de mensajes puedes llamar su atención y con qué oferta comercial puedes hacerle tomar la decisión de compra, son aspectos clave en la definición de tu plan de negocios. Asuntos culturales y hábitos de consumo también deben ser tenidos en cuenta. Mientras mejor conozcas a tu target, más posibilidades tendrás de conectar con esas personas desde una óptica emocional.

3. Elimina los gastos innecesarios

Cuando nos subimos al barco de emprendimiento es muy común que empecemos a soñar con que esa idea se transforme de pronto en una gran empresa, con oficinas amplias, equipos de trabajo y un gran aparato de publicidad. Y esta visión, si bien no es negativa, puede llevarnos a incurrir en graves errores financieros, especialmente en los inicios. Haz una revisión exhaustiva de tu presupuesto inicial y pregúntate, de los gastos que estás contemplando, cuáles son los realmente prioritarios. 

¿En verdad es necesario alquilar un local tan grande? ¿O comprar un espacio de depósito para empezar? ¿O llenarte de mobiliario? Todos los gastos que no consideres estrictamente necesarios para el inicio, lo ideal es que los postergues para una siguiente etapa, en la que tu negocio ya haya iniciado sus operaciones y esté facturando. De ese modo mantendrás bajo control los gastos iniciales.

4. Empieza de a poco, pero ten una visión clara

Consejos para emprendedores

Como habrás visto en el consejo anterior, nuestra recomendación para empezar un negocio desde cero, es hacerlo con los pies bien puestos en la tierra. Sea que pidas un préstamo, que alquiles un local o que inicies operaciones desde tu casa, lo ideal es ir un paso a la vez, de a poco. Habrán muchas cosas que deberás probar, y quizás aquello que creías que era inmodificable, tendrás que ajustarlo conforme a las expectativas y las necesidades del mercado. En pocas palabras, a menos que abras una franquicia en la que se te transmite todo sobre la operatividad del negocio, tendrás que ir descubriendo muchas cosas sobre la marcha.

No hemos podido validar tu suscripción. ¡Inténtalo de nuevo!
¡Muy bien! Te has suscrito con éxito.

¡Únete a nuestra newsletter!

Sé de los primeros en recibir nuestras novedades y contenido exclusivo solo para suscriptores. Sácale ventaja al resto.

Ahora, empezar de a poco está bien y es necesario, pero también es vital que tengas una visión clara sobre a dónde se dirige tu proyecto. ¿Cómo lo imaginas en el lapso de uno, de cinco años? ¿Hacia donde quieres que crezca? Aunque hoy empieces vendiendo un mono producto o un mono servicio, ¿Te gustaría ampliar la línea más adelante? La visión de futuro que tengas para tu modelo comercial es lo que te permitirá tomar las decisiones más acertadas en el presente.

banner-ebook-como-iniciar-no-una-sino-100-ideas-negocios-interior

5. No escatimes en publicidad

Y ya te hemos hablado de la importancia de controlar los gastos en un negocio que inicias desde cero, pero el de la publicidad no es uno de ellos. De hecho, es de las inversiones más importantes para que tu negocio despegue, crezca y se consolide. Cuando hablamos de una marca o una idea nueva, nadie la conoce en el mercado, así que deberás hacer una campaña publicitaria estratégica, para que tu presupuesto rinda los mejores resultados. Con esta serie de consejos iniciales estarás un paso más cerca de dar el que quizás sea uno de los pasos más grandes de tu vida: ¡Tu negocio propio!

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.