¿Es posible iniciar un negocio en Venezuela actualmente?

Anuncios publicitarios

Debido a la crisis económica que enfrenta Venezuela, muchos se cuestionan si es factible emprender un negocio allí hoy en día. Y aunque todo parece indicar que es una mala idea, hay que tener en cuenta algunos factores que podrían crear un escenario en el que sea posible.

Lo primero que hay que determinar es el objetivo del proyecto, de modo que lo siguiente sea un estudio de mercado para saber qué necesidad existe y debe ser cubierta. Nadie invierte en algo que no valga la pena y menos en un país en el que todo parece estar en contra para obtener ganancias, por eso este primer paso es importante.

Por otra parte, dicen que de las crisis surgen las mejores oportunidades, y esto no puede ser más cierto. Mientras que los pesimistas ven el vaso medio vacío, los emprendedores pueden ver una posibilidad de negocio. Por ejemplo, atacar las problemáticas del día a día son una solución que cualquier población con una economía inestable agradece. Si hay alguien que se encargue de eso, las personas no ven por qué no aprovecharlo.

Un ejemplo de ello es Tintexpress, una empresa que se dedica a teñir profesionalmente e intervenir la ropa de sus clientes. Carlos Sosa, su dueño, pensó en que una de las necesidades de los venezolanos es renovar su indumentaria, pues a la gran mayoría se le dificulta comprar prendas nuevas por el alto y creciente costo que tienen. Entonces, teñir y darle una segunda oportunidad a las que ya poseen parece ser una solución más económica y totalmente funcional.

Además, debe tenerse en cuenta que toda crisis es una circunstancia transitoria, es decir, un proceso, que tal como inició en algún momento debe terminar. De este modo, todas aquellas personas que decidieron emprender un negocio durante la misma estarán mejor posicionadas en el mercado que quienes prefirieron esperar a que mejorara la situación económica para iniciar sus negocios.

¿Por qué emprender un negocio en Venezuela hoy en día?

Principalmente, porque el venezolano puede perder todo menos su idiosincrasia, de modo que siempre, a pesar de las crisis, habrá quien sea fiel a sus costumbres, cueste lo que le cueste. Pero por otro lado, porque en Venezuela aún es factible iniciar negocios que no dependan directamente de divisas e importación para funcionar.

Otra razón para hacerlo es porque hay muchas ideas de negocio que aún son rentables en el país, especialmente cuando se trata de necesidades básicas o aquello a lo que la gente renuncia de último. Por ejemplo, las personas siempre necesitarán alimentarse, por lo que los locales de venta de comida son una buena opción. En estos casos, las franquicias son una buena idea, no solo porque cuentan con la ventaja de ser una marca ya conocida, sino porque fomenta el autoempleo.

Otro sector que jamás se quedará sin demanda es el de hotelería y agencias de viaje. Constantemente, hay gente entrando y saliendo del país, por ende es necesario que los negocios de este tipo estén en pie y que haya opciones para todos los gustos y bolsillos.

¿Por qué no emprender un negocio en Venezuela?

No es una buena idea para quienes no creen en que es posible. Sí, es una realidad que la economía en Venezuela va cuesta abajo, pero también lo es que cada vez hay más emprendedores en el territorio y son más las buenas experiencias que las que no avanzan.

Anuncios publicitarios


Tener mente negativa y poca fe para un proyecto en la Venezuela de estos días es el principio del fin. Para poder iniciar un negocio en el país es necesario apostarlo todo, con un buen plan de negocios, ganas y disposición de hacer lo posible por ver frutos, y trabajar duro en ello.

Puede que se tengan más factores en contra con respecto a otros países, pero si se planifica a largo plazo, podríamos conquistar todo un mercado e incluso ser pioneros en él. Todo está en armar una estrategia diferencial, es decir, con valor agregado, y arriesgarse a llevarla a cabo.

¿Cuál negocio puede ser diferente si ya todo está tomado?

Uno de los negocios que más impacto ha tenido en el país desde hace una década es la cervecería artesanal. Estas bebidas, por lo general, son preparadas por los mismos emprendedores, quienes dedican gran parte si no es que todo su tiempo libre en trabajar para ofrecer un producto de calidad.

Quizás su auge se debe a que en el país no había tal variedad de marcas autóctonas, como ocurre en el caso de algunos países europeos. A su vez, la fábrica de cerveza industrial más famosa en Venezuela se las vio fuerte durante un periodo, por lo que su producción se redujo considerablemente. Además, otras bebidas alcohólicas han presentado problemas para su importación, como es el caso del vino y el whisky, lo que dio la oportunidad para que el ron se posicionara como la más rentable en el país. Entonces, todos estos factores propiciaron la situación ideal para que el mercado de la cerveza artesanal surgiera como oportunidad de negocio.

En síntesis, en Venezuela aún existen mercados fáciles de atacar, aun cuando no sean necesariamente una prioridad, porque el venezolano promedio puede atravesar dificultades a diario, pero aun así siempre va a velar por brindarse a sí mismo y a los suyos aquello que puede compartir.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *