Cómo ganar dinero redactando en línea

Anuncios publicitarios

Hoy en día puedes ganar dinero de muchas maneras a través de Internet y una de las modalidades más comunes de hacerlo es redactando en línea. Son muchísimas las temáticas que puedes abordar y por lo general hay bastante demanda en este tipo de servicio, puesto que es necesario generar contenido novedoso constantemente.

Para poder unirte a la creciente comunidad de redactores para la web solo necesitas un computador con conexión a Internet, tener ganas de escribir y los conocimientos adecuados de gramática, ortografía, estructuras de redacción y técnicas de redacción para la web. Si tienes ganas de empezar hoy en este negocio, te decimos qué tipo de contratos puedes conseguir para que escojas cuál se adapta más a lo que buscas. ¡Toma nota!

Tipos de redacción en línea con las que puedes ganar dinero

  • Redacción presencial

Muchos medios digitales contratan redactores para que escriban artículos desde sus oficinas. Estos empleos son comunes en empresas de comunicación e información, como periódicos y revistas digitales, de manera que la mayoría de los redactores que contratan son periodistas, pero no es una limitante.

  • Home office

Consiste en redactar artículos para un medio digital de manera remota, pero cumpliendo un horario establecido por la empresa que contrata. En la mayoría de los casos, los redactores obtienen cuentas de usuarios en plataformas como Blogger o WordPress y escriben directamente en los blogs bajo monitoreo a través de la aplicación TeamViewer.

  • Redacción freelance

Muchos dueños de sitios web están en la constante búsqueda de personas que se dedican a escribir artículos para ser publicados en Internet. Pueden contratarlos de manera esporádica o pedirles cierta cantidad de artículos mensualmente, de manera que el redactor no trabaje de manera presencial en una oficina ni cumpliendo un horario fijo, sino plazos de entrega. Esta modalidad de redacción independiente se le considera trabajo de redacción freelance.

  • Ghostwriter

Esta manera de trabajar se traduce como redactor fantasma y consiste en contratar a alguien para que redacte artículos sin firmarlos, es decir, que pueden ser publicados sin firma o con la de alguien más, pero de manera consensuada. Por lo general, suelen ser artículos mejor pagados que el resto de los pedidos.

  • Blog personal

Un redactor en línea puede crear un blog propio y monetizarlo para lucrar con él por medio de herramientas como AdSense de Google. Sin embargo, para conseguirlo deben delimitar muy bien la temática del sitio, potenciarlo con técnicas SEO (para mejorar su posición en los principales buscadores), evitar el contenido duplicado, actualizar con frecuencia las entradas del sitio e ir aumentando su audiencia hasta lograr lectores fieles, de manera que forme una comunidad interesante para Google.

  • Edición y/o corrección de estilo

Los redactores más experimentados también pueden ser contratados para corregir artículos que han sido escritos por otros redactores. Para estos casos se necesita de personas que tengan capacidad de eliminar verborrea, aplicar lenguaje culto, arreglar erratas, cacofonías y/u otros vicios del lenguaje, además de regionalizar términos, de modo que su lectura sea fluida para el público objetivo.

¿Qué tipo de redacción en línea puedo desarrollar y cómo?

Existen muchas áreas en las que puedes conseguir contratos de redacción para la web. Las principales o más demandadas son redacciones académicas, literarias, periodísticas, administrativas, técnicas y comerciales.

Anuncios publicitarios


Un redactor con poca experiencia debe leer mucho en línea antes de empezar a escribir para alguien más. Aunque sean muchos los sitios que recopilen información acerca de un tema, el redactor debe tener criterio al momento de escoger sus fuentes, puesto que es un hecho que en internet puede escribir cualquiera.

De esta manera, un redactor debe convertirse en un “experto” en el tema que investigue para poder escribir al respecto sin necesidad de ser un entendido per se en la materia. Así pues, el secreto es saber escoger las fuentes más fidedignas posibles e investigar a fondo, no limitarse a un solo artículo para curar contenido (buscar información relevante, filtrar y parafrasear) y escribir uno nuevo.

¿Dónde puedo conseguir contratos de redacción en línea?

Existen muchas plataformas que conectan clientes con redactores para la web. Algunas también ofrecen artículos de interés para quienes buscan entrar en el negocio de la redacción en línea. Las más famosas son:

  • Workana. www.workana.com

  • Freelancer. www.freelancer.com

  • Vivilia. www.vivilia.com

  • Trabajo Freelance. www.trabajofreelance.com

Lo mejor de estos sitios es que ambas partes cuentas con el respaldo de un intermediario durante la negociación. En el caso de los foros, con las recomendaciones de clientes previos y la reputación de los usuarios pueden ayudarse a decidir si acceder o no a un acuerdo, además de que existen reglas para pedir y ofrecer servicios de redacción, por lo que no hay tanto riesgo de salir estafado.

Por último, la mayor ventaja de trabajar redactando en línea es que la persona puede tener varios clientes y estos pueden estar en cualquier parte del mundo, por lo que hay muchas más oportunidades de conseguir contratos. Además, como la mayoría de estos trabajos son llevados a cabo de manera remota, los pagos pueden ser realizados por medio de casas de cambio o servicios como PayPal, Skrill, Neteller, Western Union, Payoneer, entre otros.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *